miércoles, 5 de septiembre de 2012

La inteligencia eficaz

La inteligencia de los niños puede ser más que la capacidad de resolver un ejercicio de matemática o aprender a leer. “La inteligencia académica tiene poco que ver con la vida emocional”, indica Daniel Goleman en su libro la Inteligencia Emocional. Si bien un coefeciente intelectual alto, es lo que buscan todos, para Goleman saber persistir, motivarse frente a las decepciones y evitar que los trastornos influyan al momento de pensar, es fundamental en la vida.

Los comportamientos. el factor determinante no es ni el cociente intelectual, ni los diplomas universitarios, ni la pericia técnica: es la inteligencia emocional, la autoestima, autocontrol, empatía, dedicación, integridad, habilidad para comunicar, pericia para iniciar y aceptar cambios; los profesionales más brillantes destacan no solo por sus logros personales, sino por su capacidad para trabajar en equipo, para maximizar la producción del grupo, dice el autor que coincide con Carmela Lambertin que señala que este tipo de ejercicio sirve para controlar las emociones de manera que es beneficioso para la persona.

Desarrollar su creatividad. Por su parte, Patricia Montero de la Asociación de Familias del Amor (ASOBAM), puntualiza que no existe un tiempo suficiente para compartir con los hijos. "Las cosas bonitas de la vida están en los detalles, por ello salir con los chicos y brindarle seguridad no está nunca demás”, dice. Ello les ayudará a tener una interrelación óptima con sus amigos y a manejar de manera positiva sus sentimientos. Así también, se les debe dar libertad y reconocer sus logros. “No premiar y destacar solo las mejores notas que los niños obtienen, sino que deben desarrollar factores más importantes como la creatividad”, aclara.

Demuestre su afecto. Para ello, la profesional indica que debe mostrar constantemente los afectos. Ellos sienten la confianza. Si usted le dice a su hijo “mi amor te quiero” tenga por seguro que este le responderá con lo mismo, concluye Montero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada